Escondido detrás en algún punto olvidado de las montañas de los montes Cárpatos se esconde un lugar construido hace más de seis siglos. Sus decrépitas paredes que ahora parecen caer pedazos por el paso del tiempo dejando hasta ahora una construcción de piedra rodeada por un bosque sin salida que nadie se atreve a cruzar.

Este antiguo santuario alberga algo más que el viento que silva a través de sus corredores…

Dentro de él criaturas que permanecen siempre en la oscuridad asechan a todo aventurero que osa cruzar estas tierras malditas olvidadas en el tiempo.

Bienvenidos al lugar donde Los ángeles temen caminar… este es el «Santuario de la oscuridad.»